Kite Gokova,Turquía
Los turistas, gracias a las condiciones climáticas de la playa Akçapınar, juegan con el viento todo el día y hacen increíbleFuente:Los turistas, gracias a las condiciones climáticas de la playa Akçapınar, juegan con el viento todo el día y hacen increíble
Fuerteaventura Kite
Del bosque polaco a las playas de Sotavento y todo por perseguir un sueño, ser instructor de kitesurf. Esa es la síntesis de Jakub Juras, un polaco de 31 años de edad que llegó a Fuerteventura en 2013 detrás de una oferta de trabajo. Jamás pensó que, tres años después, estaría compitiendo con los número uno del “strapless”, una disciplina que permite a los windsurfistas navegar con una tabla sin ningún tipo de sujeciones. 2018 ha sido su tercer año participando en esta disciplina en el Campeonato del mundo de Windsurf y Kitesurf de Fuerteventura y “no he quedado de los últimos”, asegura.
Jakub pasó la infancia entre caminatas y carreras en bicicleta por las montañas de Walbrzych, una zona de Polonia cercana a la frontera de Chequia, donde su padre estaba empleado como mecánico en una empresa que se encargaba de la vigilancia de los bosques de la zona. Por motivos de trabajo, era frecuente que tuviera que viajar a otros países.
En uno de aquellos viajes fue a parar a Irlanda, donde terminó quedándose. Mientras tanto, Jakub estudiaba Turismo en una universidad polaca. En una de sus vacaciones fue a verlo a Irlanda. Allí, vio por primera vez las cometas del kitesurf en la playa y “pensé este deporte es para mí”, recuerda el joven diez años después sentado en una de las mesas en las que comen los deportistas que participan en el campeonato majorero.
El joven explica cómo “empezó a trabajar reciclando basura en Irlanda con la intención de poder hacer un curso de kite y comprar cometas”. Al final, reunió el suficiente dinero y pudo cumplir el primero de los sueños que tenía reservado en su cabeza para el mundo del kitesurf. Se compró una cometa y comenzó a practicar cada vez que tenía tiempo libre. Más tarde, en Polonia hizo un curso de instructor de kite y decidió que, a partir de ahora, su futuro laboral estaría vinculado a este deporte.

De Polonia a Sotavento
El primer trabajo llegó muy lejos de Polonia, en Egipto donde estuvo trabajando como instructor de Kite durante seis meses en 2011. “Fue un buen lugar para empezar mi trabajo”, recuerda. Sin embargo, era frecuente que navegara por internet buscando una oferta de trabajo en España. “Mi sueño era venir a este país”, insiste.
En una de sus búsquedas por internet, el joven encontró una oferta de trabajo en la página de IKO (Asociación Internacional de Kitesurf). El destino era Fuerteventura. En concreto, era el centro de René Egli, el padre del Campeonato del mundo de Kitesurf y Windsuf de Fuerteventura.
Jakub hizo las maletas, cogió un avión y en 2013 aterrizó en Fuerteventura. Poco después, empezó como instructor de kitesurf en la escuela de René Egli. Los tres primeros años los pasó trabajando durante los inviernos en Fuerteventura y los veranos en Túnez, República Dominicana, Isla Mauricio… Al final, decidió dejar de viajar y quedarse todo el año en Costa Calma.
De Fuerteventura parece gustarle todo: el clima, la tranquilidad, sus gentes…y, sobre todo, su campeonato de windsurf y kitesurf. Coincidiendo con la instauración de la prueba de “strapless” en Fuerteventura en 2016, Jakub decidió apuntarse a la competición. Detrás había muchas horas de entrenamiento y tres operaciones de rodilla que no se lo han puesto nada fácil.

Para Jakub era “un premio” poder competir en un campeonato del mundo después de diez años de entrenamiento y junto a figuras como Airton Cozzolino, actual campeón del mundo y el primero que obtuvo el título de esta disciplina en 2011, o Mitu Monteiro, el caboverdiano al que todos reconocen como el padre del “strapless”. “Es una leyenda, para mí es lo máximo”, asegura. Y añade “competir con estos chicos tan buenos supone una clase de kite con grandes maestros”
Es consciente que al lado de estos grandes nombres es “imposible ganar” cuando se rozan los 32 años, se trabaja ocho horas y apenas queda tiempo libre para poder entrenar. A pesar de todo ello, ha quedado en el puesto 17 de 24 competidores. “No he quedado el último”, asegura entre risas mientras comenta cómo a última hora tuvo que decir que no a participar en la prueba de Dajla, en el Sahara Occidental, por culpa de la rodilla.
En un año o dos espera regresar a su país y seguir allí ganándose la vida como instructor y poder montar una familia junto a su pareja. Antes desea poder competir, si las condiciones lo permiten, en alguno de los lugares del circuito de “strapless”, tal vez Dajla o Tarifa, en Cádiz. Una vez en Polonia “seguro que echaré de menos el mar y poderme levantar e ir a navegar”.
Su mente no deja de soñar. Le gustaría poder crear un campeonato de kitesurf en su país donde pudiera celebrarse la prueba de “strapless”. “Allí sería un Cozzolino porque hay muy poca gente compitiendo”, ríe. En Polonia espera realizar el sueño que le queda por cumplir en el mundo del kitesurf, crear un campeonato de esta disciplina en algún lugar del país. “Sería bonito que mis hijos pudieran decir que estuvieron en un campeonato en Polonia”, concluye.Fuente:Del bosque polaco a las playas de Sotavento y todo por perseguir un sueño, ser instructor de kitesurf. Esa es la síntesis de Jakub Juras, un polaco de 31 años de edad que llegó a Fuerteventura en 2013 detrás de una oferta de trabajo. Jamás pensó que, tres años después, estaría compitiendo con los número uno del “strapless”, una disciplina que permite a los windsurfistas navegar con una tabla sin ningún tipo de sujeciones. 2018 ha sido su tercer año participando en esta disciplina en el Campeonato del mundo de Windsurf y Kitesurf de Fuerteventura y “no he quedado de los últimos”, asegura.
Jakub pasó la infancia entre caminatas y carreras en bicicleta por las montañas de Walbrzych, una zona de Polonia cercana a la frontera de Chequia, donde su padre estaba empleado como mecánico en una empresa que se encargaba de la vigilancia de los bosques de la zona. Por motivos de trabajo, era frecuente que tuviera que viajar a otros países.
En uno de aquellos viajes fue a parar a Irlanda, donde terminó quedándose. Mientras tanto, Jakub estudiaba Turismo en una universidad polaca. En una de sus vacaciones fue a verlo a Irlanda. Allí, vio por primera vez las cometas del kitesurf en la playa y “pensé este deporte es para mí”, recuerda el joven diez años después sentado en una de las mesas en las que comen los deportistas que participan en el campeonato majorero.
El joven explica cómo “empezó a trabajar reciclando basura en Irlanda con la intención de poder hacer un curso de kite y comprar cometas”. Al final, reunió el suficiente dinero y pudo cumplir el primero de los sueños que tenía reservado en su cabeza para el mundo del kitesurf. Se compró una cometa y comenzó a practicar cada vez que tenía tiempo libre. Más tarde, en Polonia hizo un curso de instructor de kite y decidió que, a partir de ahora, su futuro laboral estaría vinculado a este deporte.

De Polonia a Sotavento
El primer trabajo llegó muy lejos de Polonia, en Egipto donde estuvo trabajando como instructor de Kite durante seis meses en 2011. “Fue un buen lugar para empezar mi trabajo”, recuerda. Sin embargo, era frecuente que navegara por internet buscando una oferta de trabajo en España. “Mi sueño era venir a este país”, insiste.
En una de sus búsquedas por internet, el joven encontró una oferta de trabajo en la página de IKO (Asociación Internacional de Kitesurf). El destino era Fuerteventura. En concreto, era el centro de René Egli, el padre del Campeonato del mundo de Kitesurf y Windsuf de Fuerteventura.
Jakub hizo las maletas, cogió un avión y en 2013 aterrizó en Fuerteventura. Poco después, empezó como instructor de kitesurf en la escuela de René Egli. Los tres primeros años los pasó trabajando durante los inviernos en Fuerteventura y los veranos en Túnez, República Dominicana, Isla Mauricio… Al final, decidió dejar de viajar y quedarse todo el año en Costa Calma.
De Fuerteventura parece gustarle todo: el clima, la tranquilidad, sus gentes…y, sobre todo, su campeonato de windsurf y kitesurf. Coincidiendo con la instauración de la prueba de “strapless” en Fuerteventura en 2016, Jakub decidió apuntarse a la competición. Detrás había muchas horas de entrenamiento y tres operaciones de rodilla que no se lo han puesto nada fácil.

Para Jakub era “un premio” poder competir en un campeonato del mundo después de diez años de entrenamiento y junto a figuras como Airton Cozzolino, actual campeón del mundo y el primero que obtuvo el título de esta disciplina en 2011, o Mitu Monteiro, el caboverdiano al que todos reconocen como el padre del “strapless”. “Es una leyenda, para mí es lo máximo”, asegura. Y añade “competir con estos chicos tan buenos supone una clase de kite con grandes maestros”
Es consciente que al lado de estos grandes nombres es “imposible ganar” cuando se rozan los 32 años, se trabaja ocho horas y apenas queda tiempo libre para poder entrenar. A pesar de todo ello, ha quedado en el puesto 17 de 24 competidores. “No he quedado el último”, asegura entre risas mientras comenta cómo a última hora tuvo que decir que no a participar en la prueba de Dajla, en el Sahara Occidental, por culpa de la rodilla.
En un año o dos espera regresar a su país y seguir allí ganándose la vida como instructor y poder montar una familia junto a su pareja. Antes desea poder competir, si las condiciones lo permiten, en alguno de los lugares del circuito de “strapless”, tal vez Dajla o Tarifa, en Cádiz. Una vez en Polonia “seguro que echaré de menos el mar y poderme levantar e ir a navegar”.
Su mente no deja de soñar. Le gustaría poder crear un campeonato de kitesurf en su país donde pudiera celebrarse la prueba de “strapless”. “Allí sería un Cozzolino porque hay muy poca gente compitiendo”, ríe. En Polonia espera realizar el sueño que le queda por cumplir en el mundo del kitesurf, crear un campeonato de esta disciplina en algún lugar del país. “Sería bonito que mis hijos pudieran decir que estuvieron en un campeonato en Polonia”, concluye.
Marsella YX Skate

¡Sí! El Red Bull Bowl Rippers regresa por tercer año consecutivo al glorioso bowl Du Prado de Marsella, Francia. El espectáculo de skate se celebrará el fin de semana del 1 y 2 de septiembre.
Allí veremos en acción a algunos de los mejores skaters. Entre los participantes podemos destacar a: Clay Kreiner, Alex Perelson, Pedro Barros, Sam Beckett, Alex Sorgente, Chris Russell, Alex Hallford, Karl Berglind y Zion O'Friel. Este último consiguió la victoria en la Mystic Cup a principios del verano.
Tras los éxitos de 2016 y 2017, este año tendremos la alineación más fuerte de todas. El domingo las hostilidades comenzarán a las 15:30 CET.
Fuente:¡Sí! El Red Bull Bowl Rippers regresa por tercer año consecutivo al glorioso bowl Du Prado de Marsella, Francia. El espectáculo de skate se celebrará el fin de semana del 1 y 2 de septiembre.
Allí veremos en acción a algunos de los mejores skaters. Entre los participantes podemos destacar a: Clay Kreiner, Alex Perelson, Pedro Barros, Sam Beckett, Alex Sorgente, Chris Russell, Alex Hallford, Karl Berglind y Zion O'Friel. Este último consiguió la victoria en la Mystic Cup a principios del verano.
Tras los éxitos de 2016 y 2017, este año tendremos la alineación más fuerte de todas. El domingo las hostilidades comenzarán a las 15:30 CET.

 

Fuente: redbull.com

Lele Usuna en acción
El marplatense Lele Usuna después de su participación en el VANS QS 3000 disputado en el Virginia Beach (Virginia, Estados Unidos) y en donde se quedó con el puesto 17 y le valió un ascenso de 18 escalones en el ranking WQS, voló a España para dar comienzo a la pierna europea del tour clasificatorio.
En el Pro tuvo su debut europeo, y después de un duro batallar se quedó con el primer puesto del heat 13, en donde tuvo como rivales a Amando Lins (Brasil), Hodei Collazo (País Vasco) y Julen Egiguren (País Vasco). El bicampeón mundial ISA y tricampeón argentino llegó al bocinazo final con 11.23 puntos en su casillero personal, aventajando al brasileño Lins que se quedó con el round 3.
“Estoy contento de pasar en primer lugar mi heat en un evento como el Pantin Classic, un clásico europeo que ha visto pasar a grandes figuras a lo largo de su historia. Galicia es uno de los lugares más lindos del mundo, la comida es alucinante y su gente muy querible. Mañana salimos a la cancha con todo, se viene un heat con fuerte presencia latina y quiero seguir avanzando”, expresó a Surfpress un agradecido Lele después de lograr la clasificación a la siguiente fase.Fuente:El marplatense Lele Usuna después de su participación en el VANS QS 3000 disputado en el Virginia Beach (Virginia, Estados Unidos) y en donde se quedó con el puesto 17 y le valió un ascenso de 18 escalones en el ranking WQS, voló a España para dar comienzo a la pierna europea del tour clasificatorio.
En el Pro tuvo su debut europeo, y después de un duro batallar se quedó con el primer puesto del heat 13, en donde tuvo como rivales a Amando Lins (Brasil), Hodei Collazo (País Vasco) y Julen Egiguren (País Vasco). El bicampeón mundial ISA y tricampeón argentino llegó al bocinazo final con 11.23 puntos en su casillero personal, aventajando al brasileño Lins que se quedó con el round 3.
“Estoy contento de pasar en primer lugar mi heat en un evento como el Pantin Classic, un clásico europeo que ha visto pasar a grandes figuras a lo largo de su historia. Galicia es uno de los lugares más lindos del mundo, la comida es alucinante y su gente muy querible. Mañana salimos a la cancha con todo, se viene un heat con fuerte presencia latina y quiero seguir avanzando”, expresó a Surfpress un agradecido Lele después de lograr la clasificación a la siguiente fase.
YX Windsurf Tenerife PWA World Tour

 

Aunque no ha sido el de las grandes ocasiones Tenerife se ha vuelto ha mostrar como un destino de garantías para la celebración de eventos de primerísimo nivel. Una vez más, como viene haciendo desde la campaña 2011, El Médano ha propiciado las condiciones necesarias para el buen desarrollo de una competición en la que ninguno de los 3 primeros clasificados en Pozo Izquierdo (Köster, Brawzinho, Campello) han conseguido mantenerse a flote. La debacle del alemán, brasileño y venezolano sumada a la primera posición de Víctor Fernández nos deja con un escenario impensable hace tan sólo unas semanas: el título se decidirá en Sylt y es posible que el campeón no sea el vigente campeón de la especialidad. Vista la exhibición de G-44 en Gran Canaria y la de E-42 en Tenerife nadie se atreve a apostar por un claro favorito, más teniendo en cuenta que el alemán y el español no son los únicos con opciones de levantar la corona en Alemania. A Ricardo Campello aún le queda un cartucho por quemar y nadie pone en duda que, aunque lo tiene difícil, va a dejarse la piel en el agua para conquistar el que sería su primer título mundial de olas.

La caída del Imperio Romano
A excepción de un fenomenal Víctor, que en El Cabezo ha recuperado su mejor nivel, la prueba tinerfeña organizada por Bruch Boards ha estado marcada por la caída en la clasificación del grueso de los favoritos. Nada que ver con la actuación de un Jaeger Stone que no visitaba el pódium desde el 2016, un Adam Lewis que lo ha pisado por primera vez tras conseguir el único 10 en la eliminatoria simple y un Jules Denel que ha dejado sin opciones al héroe local Álex Mussolini. No menos significativa a sido la actuación de Omar Sánchez: el de Pozo ha terminado séptimo gracias a su exhibición en una doble en la que uno tras otro ha batido a Antoine Albert, Darío Ojeda, Josep Pons (ha tenido que retirarse por lesión), Álex Mussolini y un Marc Paré que en Tenerife ha repetido la novena plaza conquistada en Pozo Izquierdo. Y ya que hablamos de actuaciones sobresalientes no podemos olvidarnos de un Marino Gil (Goya Windsurfing) que con sólo 15 años ocupa la posición 20 de la general tras quedar en el puesto 17 en los 2 eventos celebrados hasta la fecha.

3 reinas para 1 corona
En la competición femenina una Iballa Ruano impecable ha conquistado su segunda victoria de la temporada (tercera consecutiva que suma en el Médano), un resultado que deja en sus manos la posibilidad de sumar su quinta corona consecutiva en Sylt (evento de clausura en el que también se darán a conocer los nombres de los nuevos campeones del mundo de Olas, Freestyle y Slalom en categoría masculina). Para conseguir su objetivo la windsurfista canaria deberá estar atenta a las evoluciones de su hermana Daida (3ª en El Cabezo) y una Sarah-Quita Offringa que, como ya hizo anteriormente en Marruecos y Pozo, ha finalizado en la segunda posición. Sea cual sea el desenlace en Alemania lo cierto es que el duelo entre las 3 campeonas, 3 windsurfistas que están llevando el nivel del windsurf femenino hasta limites insospechados, está propiciando la temporada más igualada y excitante de los últimos años ¡Un regalo para todos los aficionados de este deporte!

+ Juniors
En Tenerife, como en Gran Canaria, la próxima generación de waveriders han vuelto a tener la oportunidad de ser protagonistas en un campo de regatas en el que se ha echado en falta la presencia de Alexa Escherich, vencedora de la U20 en Pozo y baja por lesión. La lucha por la primera posición entre Alexia Kiefer y María Morales en la categoría U13+15, las surfeadas de Julia Pasquale y los doble forwards de Noah Vocker han sido algunas de las notas más destacadas de una competición que, más allá de los resultados, brinda a los más jóvenes la oportunidad de familiarizarse con la competición de primer nivel.Fuente:Aunque no ha sido el de las grandes ocasiones Tenerife se ha vuelto ha mostrar como un destino de garantías para la celebración de eventos de primerísimo nivel. Una vez más, como viene haciendo desde la campaña 2011, El Médano ha propiciado las condiciones necesarias para el buen desarrollo de una competición en la que ninguno de los 3 primeros clasificados en Pozo Izquierdo (Köster, Brawzinho, Campello) han conseguido mantenerse a flote. La debacle del alemán, brasileño y venezolano sumada a la primera posición de Víctor Fernández nos deja con un escenario impensable hace tan sólo unas semanas: el título se decidirá en Sylt y es posible que el campeón no sea el vigente campeón de la especialidad. Vista la exhibición de G-44 en Gran Canaria y la de E-42 en Tenerife nadie se atreve a apostar por un claro favorito, más teniendo en cuenta que el alemán y el español no son los únicos con opciones de levantar la corona en Alemania. A Ricardo Campello aún le queda un cartucho por quemar y nadie pone en duda que, aunque lo tiene difícil, va a dejarse la piel en el agua para conquistar el que sería su primer título mundial de olas.

La caída del Imperio Romano
A excepción de un fenomenal Víctor, que en El Cabezo ha recuperado su mejor nivel, la prueba tinerfeña organizada por Bruch Boards ha estado marcada por la caída en la clasificación del grueso de los favoritos. Nada que ver con la actuación de un Jaeger Stone que no visitaba el pódium desde el 2016, un Adam Lewis que lo ha pisado por primera vez tras conseguir el único 10 en la eliminatoria simple y un Jules Denel que ha dejado sin opciones al héroe local Álex Mussolini. No menos significativa a sido la actuación de Omar Sánchez: el de Pozo ha terminado séptimo gracias a su exhibición en una doble en la que uno tras otro ha batido a Antoine Albert, Darío Ojeda, Josep Pons (ha tenido que retirarse por lesión), Álex Mussolini y un Marc Paré que en Tenerife ha repetido la novena plaza conquistada en Pozo Izquierdo. Y ya que hablamos de actuaciones sobresalientes no podemos olvidarnos de un Marino Gil (Goya Windsurfing) que con sólo 15 años ocupa la posición 20 de la general tras quedar en el puesto 17 en los 2 eventos celebrados hasta la fecha.

3 reinas para 1 corona
En la competición femenina una Iballa Ruano impecable ha conquistado su segunda victoria de la temporada (tercera consecutiva que suma en el Médano), un resultado que deja en sus manos la posibilidad de sumar su quinta corona consecutiva en Sylt (evento de clausura en el que también se darán a conocer los nombres de los nuevos campeones del mundo de Olas, Freestyle y Slalom en categoría masculina). Para conseguir su objetivo la windsurfista canaria deberá estar atenta a las evoluciones de su hermana Daida (3ª en El Cabezo) y una Sarah-Quita Offringa que, como ya hizo anteriormente en Marruecos y Pozo, ha finalizado en la segunda posición. Sea cual sea el desenlace en Alemania lo cierto es que el duelo entre las 3 campeonas, 3 windsurfistas que están llevando el nivel del windsurf femenino hasta limites insospechados, está propiciando la temporada más igualada y excitante de los últimos años ¡Un regalo para todos los aficionados de este deporte!

+ Juniors
En Tenerife, como en Gran Canaria, la próxima generación de waveriders han vuelto a tener la oportunidad de ser protagonistas en un campo de regatas en el que se ha echado en falta la presencia de Alexa Escherich, vencedora de la U20 en Pozo y baja por lesión. La lucha por la primera posición entre Alexia Kiefer y María Morales en la categoría U13+15, las surfeadas de Julia Pasquale y los doble forwards de Noah Vocker han sido algunas de las notas más destacadas de una competición que, más allá de los resultados, brinda a los más jóvenes la oportunidad de familiarizarse con la competición de primer nivel.
 
Joomla forms builder by JoomlaShine

Contacto